martes, 17 de mayo de 2011

FALCIONI PIDE UN PORTERO PARA REEMPLAZAR A LUCHETTI Y AMOR AMEAL LE TRAE AL ENCARGADO DE SU EDIFICIO


 
El mundo Boca no sabe que está pasando en el club con el tema de los refuerzos. Cuando se anuncia que un nuevo refuerzo se aproxima al club de la Ribera, los hinchas empiezan a persignarse y rezar el credo y el ave maría juntos. Los que son evangelicos dejan las creencias de lado y empiezan a darle al pucho y alcohol sin asco.
Su presidente es el De La Rúa del fútbol (?). Le tiran la pelota y la agarra con la mano. Pide pan no le dan, pide queso le dan hueso (?).
Julio Falcioni lo vive en carne propia. Primero pidió un "defensor que sepa tirar patadas precisas" y le trajo un ninja. Ahora, enterado de que Luchetti se va al finalizar el torneo clausura y que Javier García tiene menos seguridad que Diagonal Norte un miercoles por la noche, le comunicó al presidente que el equipo necesita un "nuevo portero". Amor Ameal, rapidísimo de reflejos (?), se movió como Mouche se mueve a Luli Fernandez (?) y ya le trajo al técnico lo que pidió: Un nuevo portero para el equipo.

"Fué muy fácil encontrar uno porque lo conozco desde hace 10 años cuando me compré el pisito en Segurola y Piedrabuena", afirmó el presidente de Boca.
"Esta vez no tuve que consultar a nadie por el tema de los refuerzos y lo hice yo solito", siguió el pelotudo Ameal.

El nuevo portero, en declaraciones al programa de Mariano Closs, dijo "Hace 12 años que conozco el puesto de portero, así que mi experiencia y mis grandes actuaciones influyeron demasiado para ser contratado".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada